No teníamos la intención de comenzar un ministerio de motocicletas, mucho menos uno que fuera internacional. Éramos solo cinco miembros de HOG (Harley Owners Group) a quienes les encantaba montar y querían servir a Jesucristo.

 

Era un motociclista novato, un nuevo miembro de HOG y el pastor de una iglesia local llamada La Comunidad del Cordero. Compré un 1997 Harley-Davidson, Heritage Softail para algo que hacer en mis días libres. Después de algunas semanas de montar, recogí un clavo en mi neumático trasero y necesité que alguien saliera y lo arreglara. La concesionaria de Harley envió a Michael, un chico de 19 años. No habló mucho y no era particularmente amigable, así que le dejé cargar la motocicleta y llevarme de vuelta al concesionario. Como cristiano, quería decir algo para establecer algún tipo de conversación, pero no lo hice. Pocos días después, Michael murió en un accidente de motocicleta y había perdido una oportunidad crucial para compartir a Cristo.

 

Fui a la concesionaria y ofrecí mis servicios como pastor, pasando el resto del día simplemente consolando a los empleados. No pasó mucho tiempo antes de que oficiara en funerales y bodas y los cinco de nosotros fuimos llamados a visitar gente en el hospital. No lo sabíamos en ese momento, pero el ministerio había comenzado.

Un día, los cinco entramos en la Comunidad del Cordero y alguien dijo: “¡Oye, mira! Aquí vienen las ‘Ovejas Negras’ ‘Black Sheep’ de nuestro rebaño. “¡El nombre permanecio!

Comenzamos a organizar un desayuno local para motociclistas, que creció a alrededor de cien motociclistas. Poco después, recibí una llamada de la cadena ABC y me preguntaron si queria ser una entrevista con Peter’s Jennings, “World News Tonight”. No estaba seguro de creer que fuera real, pero unas semanas más tarde los camiones entraron en nuestro evento, configuraron sus luces y comenzaron a filmar. Los miembros de HOG y otros motociclistas independientes comenzaron a llamar desde todo el país y  Black Sheep comenzó a crecer.

Hoy BSHDFC se extiende desde el sur de California hasta Nueva York y desde Alaska hasta Florida y Hawai. Hemos llevado nuestro ministerio a Australia, Nueva Zelanda, Alemania, México y Canadá. Somos miembros de HOG que amamos a las personas. Donde sea que encuentres HOG, es probable que haya Black Sheep cerca, en busca de una oportunidad para servir.